ideas de contenido para blog

15 Ideas de contenido para blog

Escribir contenido para un blog y recibir tráfico es un reto por muchas razones:

  • Cada día se publican más de 4 millones de contenidos para blog
  • Muchos de esos contenidos son creados por inteligencias artificiales haciendo que el contenido de calidad sea más difícil de encontrar
  • Profesionales y expertos en SEO juegan con ventaja al conocer mejor cómo funcionan los motores de búsqueda
  • Es difícil tener ideas originales cuando has creado cientos de posts sobre un tema

Para que tu blog siga recibiendo nuevos lectores cada día nuestro consejo es claro:

  • Debes ser original en tu contenido y pensar en cómo satisfacer a tu lector
  • Haz una buena investigación de cada tema a tratar para poder escribir contenido de calidad

Si sigues esos dos consejos es muy probable que los lectores acudan una y otra vez a tu web. Con los años serás una referencia para ellos y tendrás un blog que es una autoridad en tu sector.

Para ello debes saber los tipos de contenido que mejor funcionan hoy en día. No se trata solo de escribir un texto enorme. hay muchas formas de enfocar un tema, diseñar el contenido o abordar diferentes puntos de vista.

Vamos a ver 20 ideas de contenido para blog que pueden ayudarte a seguir escribiendo y conseguir visitas:

Listas

Este post encajaría dentro de la clasificación de listas.

Las listas son uno de los tipos de entradas de blog más comunes, porque son fáciles tanto de crear como de leer.

Constan de una lista numerada de puntos, ideas o recursos que sirven de ayuda a tu lector. Son una buena idea para SEO o para compartir en las redes sociales.

Si haces un buen trabajo de investigación y curación de contenidos puede llegar a ser un recurso muy útil. Tanto es así que muchos lectores guardarán el enlace en sus favoritos o querrán compartirlo en Twitter, LinkedIn u otra red social.

Las publicaciones de listas pueden usarse en cualquier nicho o tema, así que no importa de qué trate tu blog. Un artículo de lista funcionará bien siempre y cuando tengas un poco de cuidado eligiendo un título acertado.

Tutoriales o «Cómo hacer algo»

Un buen ejemplo de este tipo de contenido sería nuestro post sobre cómo optimizar un artículo para SEO.

Un post sobre cómo hacer algo suele utilizarse para abordar temas complejos o tareas que necesitan realizarse en un orden concreto.

Este tipo de entradas se han hecho muy populares en formato vídeo, pero siguen funcionando bien como entradas de blog si añades una buena cantidad de imágenes de apoyo o capturas de pantalla si son necesarias.

Se dividen en pasos fáciles de entender y detallan el proceso que alguien puede seguir para lograr un objetivo deseado.

Es importante resaltar al inicio del post cuales son los beneficios de usar tu tutorial. Eso hará a tu lector más proclive a leer todo el contenido.

Puedes ser original en el enfoque que des al post usando títulos del estilo:

  • Cómo hacer X sin usar Y
  • Cómo hacer la tarea X de forma mucho más rápida y barata
  • Aprende a hacer X sin cometer este error

Si consigues mostrar un beneficio en el título, tu post recibirá un extra de visitas.

Post de respuesta

Este tipo de post trata de responder a una pregunta muy concreta:

¿Por qué mi gato me muerde? O, ¿Cómo poner publicidad en un blog para ganar dinero?

Este tipo de post pueden contestarse con un post corto (500 – 800 palabras). También puedes abordar otras cuestiones y preguntas que le surgirán al lector a continuación para llegar más de 1000 o 2000 palabras.

Tu objetivo principal es que la pregunta quede totalmente aclarada y si es posible, incitar al lector a leer algún artículo relacionado. Para ello ponte en la piel de tu lector y trata de averiguar cómo ha llegado a preguntarse eso.

Este tipo de post funciona muy bien en blogs con temáticas de tecnología, cuidado de mascotas, hobbies, cocina, limpieza y muchos otros temas.

Guías en profundidad

Una guía en profundidad enseña a tu público todo lo que necesita saber sobre un tema determinado.

No se trata tanto de compartir los pasos para lograr un resultado concreto, sino más bien de una visión general y exhaustiva sobre un tema amplio.

Este tipo de guías en profundidad van a requerir mucho trabajo por tu parte y puede que no tengan el resultado que esperas. Estamos hablando de contenidos de 2000 a 4000 palabras y una redacción excepcional.

Nuestra recomendación es que empieces por contenidos que tratan temas más limitados y específicos, ya que son más fáciles de escribir y posicionar en Google. Cuando ya tengas 10 o 20 sobre un mismo tema puedes enlazarlos a tu guía en profundidad (si están relacionados). De esta forma conseguirás mucha más relevancia a ojos de Google y es posible que acaben en primera página de los resultados de búsqueda.

Casos de éxito

¿A quién no le gusta una historia de éxito? Son motivadoras e inspiradoras y añaden un toque humano a tu sitio web.

Es una forma de mostrar exactamente cómo alcanzar un objetivo que tu audiencia quiere conseguir.

Para esta idea de post compartes pruebas de tus resultados, los resultados de alguno de tus clientes, un profesional al que entrevistes y el proceso exacto que se ha seguido.

Los casos de éxito o estudios de caso son una buena idea para crear credibilidad y experiencia en tu nicho.

Si tus lectores ven tu éxito, es más probable que confíen en que puedes ayudarles a conseguirlo.

Listado de blogs

Un listado de blogs es una lista bien seleccionada de los mejores blogs en un nicho particular.

Debe servir de ayuda para que tu lector sepa quien es una autoridad en tu sector y donde informarse mejor.

Esto también puede ser una buena manera de establecer una relación con otros bloggers en tu mercado.

Podrías incluir el nombre del blog y su fundador, su público objetivo y uno de sus mejores artículos.

Con un poso de suerte conseguirás que otros blogs compartan tu publicación en redes sociales.

Post de invitado o guest post

Un Guest Post es un artículo escrito por otra persona que quiere publicar en tu blog.

O bien, es un artículo que escribes para el blog de otra persona.

El propósito es que la persona que escribe el artículo gane exposición y tráfico de la audiencia del otro blog.

También es una estrategia eficaz de construcción de enlaces (linkbuilding), que sigue siendo fundamental para conseguir tráfico y visitas a tu web.

Encuentra una lista de sitios de tu nicho que los acepten y ponte en contacto con ellos para presentar tu idea de post invitado. Según tu blog vaya ganando en autoridad, cantidad de contenido y tráfico serán más las personas que quieran hacer posts de invitado contigo.

Entrevistas

Las entrevistas no son sólo para los podcasts y YouTube.

Puedes realizar una entrevista escrita por correo electrónico y publicarla en su blog. También puedes transcribir una llamada de teléfono o una videollamada. En cualquier caso, trabaja antes las preguntas que vas a hacer pensando en qué desea saber tu audiencia.

Nuestro consejos es que no trates de cubrir muchos temas en una entrevista si no que te centres en algo en concreto, trates de investigar y preguntar hasta que estés contento con el resultado.

Este tipo de artículos son estupendos para presentar a tu audiencia a personas influyentes en tu nicho y son una forma fácil de añadir contenido único y original a tu sitio.

También puedes ayudarte a dar a conocer tu nombre y conseguir que otros blogueros te inviten a una entrevista en su blog.

Infografías

Una infografía combina gráficos, imágenes y diseño con información, datos estadísticos o datos curiosos.

Muchas comparten encuestas o detalles sobre un nicho o tema específico, mientras que otras detallan los pasos para lograr un resultado.

Técnicamente, una infografía puede consistir en cualquier otro tipo de entrada de blog, sólo que de una manera más visual.

Este tipo de contenido es muy popular para compartir en redes sociales. Trata de incluir una llamada a la acción en la infografía que incite a visitar el post donde la publicaste. Puedes añadir información más detallada en el post, fuentes de donde sacaste la información o gráficos adicionales. La idea es que no solo vean la infografía si no que lleguen a tu post.

Opiniones de expertos

Un post de opinión de un experto es aquel en el que el propietario del blog se dirige a otros blogueros del mismo nicho para pedirles su opinión sobre algo.

Puede tratarse de una pregunta sencilla, como por ejemplo, ¿Cuál es tu herramienta de email marketing favorita?

O algo más especializado para el nicho, como ¿Cuál es tu mejor consejo para mejorar la conversión de una landing page? El post enumerará todas las respuestas que recibieron junto con una imagen del experto, el enlace a su sitio web, una introducción y una conclusión por tu parte.

Este tipo de contenido de blog es una gran manera de establecer una relación con tus competidores, conseguir visibilidad y compartir consejos de expertos para tu audiencia.

Listado de expertos

Los listados de expertos son como los posts de opiniones de expertos, excepto que no necesitas contactar con los bloggers.

En su lugar, creas una lista de los mejores blogs, canales de podcast, cuentas de redes sociales o expertos en tu nicho.

Es una buena manera de posicionarte junto a los blogs de éxito en tu espacio, y puedes ponerte en contacto con los blogueros para hacerles saber que han sido incluidos en tu post.

Puedes acompañar el post con una pequeña biografía de cada experto, su experiencia y qué te parece más interesante de él.

Videotutorial

Un videotutorial es un vídeo incrustado o embebido en un artículo y a veces incluye los pasos en formato escrito,. ya sea una transcripción del vídeo o un post más elaborado.

Es como el post de «cómo hacer algo» o tutorial, pero es un desglose de tu propio video tutorial o del de otra persona.

Puedes incluir imágenes de cada paso, detallando exactamente cómo conseguir el resultado deseado en el vídeo.

Ten en cuenta que el vídeo es el formato más popular y que en algún momento vas a tener que tocarlo si quieres llevar tu blog hasta su máximo potencial. Tener unas nociones básicas de creación y edición de vídeo así como de video marketing te ayudarán en tu carrera como redactor de contenido o emprendedor.

Bitácora de proyecto

Si estás lanzando un negocio, una tienda online, un blog o un sitio de afiliado puede ser una buena idea compartir los pasos que vas dando.

No es un tipo de post que vaya a conseguir tráfico desde buscadores pero puede ser una buena idea si ya tienes algo de audiencia.

Tus lectores pueden estar interesados en saber qué pasa en la parte que no se ve de tu proyecto. Si lo compartes en redes sociales puede ser un buen punto de partida para iniciar una conversación o pedir la opinión de tus seguidores.

Es también un contenido muy fácil de crear porque solo debes hablar de tu propia experiencia y el día a día.

Muchos blogueros comparten también resultados como ingresos, gastos, número de visitas, etc.

Noticias del sector

Las noticias del sector son como las noticias generales, pero dentro de tu nicho. Puedes compartir una actualización semanal sobre las últimas noticias de tu sector o bien hacerte eco de aquellas más relevantes.

Esto podría incluir todo, desde las nuevas marcas y productos que surgen, hasta los principales artículos que has leído, los próximos eventos y lo que los expertos están hablando.

A mucha gente le gusta ponerse al día con las noticias y tu blog podría ser muy conocido por las noticias de un nicho específico.

Incluso podrías enviar un boletín de noticias por correo electrónico cada semana con un enlace a tu actualización de noticias reciente y tal vez incluso publicar vídeos en YouTube.

La desventaja de este tipo de contenido es que es más exigente ya que necesitarás publicar frecuentemente para que tenga sentido y los lectores acudan de forma regular. Por otra parte este tipo de contenido dejará de traer visitas cuando pasen unas semanas o meses. Es lo contrario del contenido evergreen que te proporciona visitas de continuo.

Opinión y polémica

Compartir tu opinión o crítica sobre una marca o producto en tu industria es una buena manera de compartir tu nivel de conocimiento y ofrecer tu punto de vista.

Tampoco es necesario que tus comentarios sean totalmente negativos, sino que puedes simplemente comentar lo que crees que podrían haber hecho mejor y destacar las cosas que te gustan.

Esto puede considerarse una crítica constructiva de una marca o de sus productos. Si un producto no se adapta a todo tipo de clientes puedes señalar para que público crees que es adecuado y por qué.

Este tipo de contenidos puede despertar la polémica ya sea en los comentario de tu blog o en redes sociales. Muchas marcas tienen legiones de seguidores acérrimos que los defienden a capa y espada.

Gracias por compartir